ENSALADA DE JAMÓN IBÉRICO, MELOCOTÓN Y MOZZARELLA

ensalada de jamón ibérico, melocotón y mozzarella R

Ingredientes:
Lechuga y brotes en sus distintas variedades
Trozos de melocotón
Jamón ibérico de bellota de Iberisty
Trozos de mozzarella
Aceite de Oliva Virgen Extra
Sal y pimienta

Preparación:
Primeramente, lavar y trocear la lechuga, así como pelar y cortar el melocotón en trozos pequeños. Seguidamente, cortar a mano el jamón de pata negra consiguiendo loncheados finos de 5 – 6 cm de longitud. Añadir el queso mozzarella y resto de ingredientes en el mismo plato para aderezar con el aceite de Oliva Virgen Extra, sal y pimienta.

Anuncios

EL ARTE DE CORTAR JAMÓN

No hay muchos manjares que superen un plato de jamón ibérico bien cortado. Cortar jamón es todo un arte en el que influyen desde el grosor y tamaño de la loncha de jamón hasta la presentación y cantidad de producto del plato.

Son muchos expertos los que coinciden en que un jamón de calidad media gana en sabor con un buen corte y en contrapartida, puede ocurrir que el mejor jamón del mundo se convierta en algo común de la mano de un mal cortador.

El corte del jamón requiere que el cortador deslice el cuchillo con sabiduría sobre la pieza. Por otra parte, para un buen corte, resulta fundamental un soporte jamonero adecuado, que garantice una buena fijación y que permita una posición cómoda al cortador. De esta forma, se consiguen las condiciones para que se realicen cortes paralelos, dejando a la vista una superficie plana y lonchas casi transparentes.

Un cortador de jamón profesional, además de tener actitud y técnica, conoce perfectamente la ubicación de las vetas de grasa, huesos, tendones, etc., lo que le permite lonchear las diferentes partes obteniendo la mejor calidad de cada loncha y el máximo aprovechamiento de la pieza.

En definitiva, para ser un buen cortador de jamón hay que dedicarle horas a practicar, tener unos buenos utensilios de trabajo y por supuesto un buen jamón ibérico.

HABAS CON JAMÓN IBÉRICO

habas_con_jamonUna auténtica delicia, se sirve como entrante estrella en cualquier restaurante. La facilidad a la hora de realizar esta receta y del poco tiempo que nos llevará el realizarla junto con el excelente resultado, son algunas de las ventajas por la que familia e invitados quedaran totalmente satisfechos.

Para conseguir las habas, uno de los ingredientes estrella de esta receta, podemos optar por adquirirlas frescas, secas (en este caso habría que ponerlas en remojo la noche antes para que nos queden lo suficientemente blanditas) o envasadas en botes con aceite de oliva.

Los ingredientes (2 personas)

– 1 bote (300 gr en escurrido) de habitas baby en aceite de oliva virgen extra.
– 1 cebolla.
– 1 diente de ajo.
– sal.
– 2 huevos.
– Aceite de oliva virgen extra.
– 200 gr de jamón ibérico.

La elaboración.

Empezaremos poniendo los huevos a cocer durante 10-12 minutos, hasta que quede n duros. Acto seguido abriremos el bote de habitas ya cocidas y enjuagaremos con agua fría.

Cogemos una sartén y echaremos un buen chorreón de aceite de oliva virgen extra, picamos muy finamente el ajo y la cebolla, y rehogaremos  a fuego lento en la sartén. Le echamos una pizca de sal.

Cuando la cebolla este transparente saltearemos las habitas durante 2-3 minutos, se añade el jamón ibérico (si es pata negra mucho mejor!!!) ya sea a taquitos o a trocitos pequeños y se remueve durante otros 2-3 minutos hasta que se vean que están tiernas y hechas.

Finalmente emplataremos y picaremos el huevo duro por encima.